class="post-template-default single single-post postid-7324 single-format-standard loading _masterslider _msp_version_3.2.0 wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1 vc_responsive" itemscope="itemscope" itemtype="https://schema.org/WebPage" data-adminbar="">

Convenio de colaboración: El Colegio de Médicos de Cantabria potenciará los procesos de humanización de la asistencia sanitaria

El presidente del Colegio de Médicos Javier Hernández de Sande y el presidente del Patronato de la Fundación Humans, Julio Zarco Rodríguez han firmado un acuerdo de colaboración por el que pretenden potenciar los procesos de humanización de la asistencia sanitaria y social, así como el humanismo en el abordaje de dicha asistencia.

En concreto, a través de dicho convenio, ambas instituciones se comprometen a trabajar de manera conjunta para garantizar la sensibilización y formación de los médicos cántabros en materia de humanización y humanismo médico. Para ello, se realizarán campañas conjuntas de sensibilización, se llevará a cabo formación de los médicos cántabros y se constituirá al Colegio de Médicos como Colegio Hipocrático a través del proyecto Red hipocrática de la Fundación. El objetivo último de este convenio es garantizar hospitales y centros “amables” que acojan y velen por el confort de los pacientes y sus familias.

La humanización en la asistencia sanitaria cántabra

Cantabria y sus dispositivos sanitarios han estado a la vanguardia de los procesos de humanización desde hace más de tres décadas. El primer plan estratégico de humanización se llevó a cabo antes de las trasferencias, en el año 1985. En aquel entonces, quince hospitales de toda España realizaron un informe referente que se titulaba Plan de humanización de los hospitales españoles. Uno de estos hospitales fue el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla.

“La humanización es una forma de ser y estar en el mundo en la ayuda al enfermo y sus familias. Desde la Fundación Humans, entendemos que cualquier abordaje y aproximación al mundo de la persona enferma y de su entorno familiar, exige de una forma de “hacer las cosas”, que reivindique la dignidad del ser humano, cuando más vulnerable se encuentra, es decir, cuando está enfermo”, explica Julio Zarco. Y añade: “Los profesionales sanitarios deben de tener una formación humanista que les competa en habilidades, destrezas y actitudes trasversales como la ética, habilidades comunicacionales, cultura de la salud, etc”.

Escribe y pulsa Enter para buscar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies